4 métodos para perder peso efectivamente.

Cuatro métodos fáciles para bajar de peso efectivamente.

Método número 1: Hay que evitar comer con grupos de personas

Sentarse a comer acompañado de una multitud de personas puede no resultar una buena idea. Estudios han comprobado que las personas tienen la tendencia a comer más cuando esto se hace con mucha gente, argumentan que la razón es que se pasa más tiempo en la mesa y por eso es casi inevitable comer de más. No quiere decir esto que no se pueda comer en familia o en pareja. Una buena práctica es charlar mientras se come porque esto ayuda a evitar la ingesta de calorías. Comer juntos afianza la relación familiar y colabora en darle solución a cómo adelgazar en 7 días.

Manera 2: Luego de mirar el menú, es mejor ordenar las porciones más pequeñas

Para lograr adelgazar en una semana, lo ideal es pedir siempre las porciones más pequeñas. La hamburguesa más pequeña, el sándwich de 6 pulgadas, las palomitas de maíz que vengan más pequeñas también e incluso una ensalada pequeña. Lo que se ha podido determinar en los estudios es que las personas tenemos el hábito de comer todo lo que está en la mesa, sin importar que ya estemos satisfechos.

Truco número 3: Oler manzana, menta o banano cuando se sienta hambre

Secreto clave para cómo adelgazar en una semana, un estudio realizado al menos con 3 Mil personas voluntarias, demostró que oliendo esta clase de alimentos, se logra engañar al cerebro, haciéndole creer que está comiendo. Los voluntarios estuvieron oliendo manzana, banana y menta varias oportunidades y progresivamente iban perdiendo el hambre y de paso perdieron peso, aproximadamente 30 libras rebajó cada uno.

Secreto número 4: El pensamiento positivo, es fundamental para cómo adelgazar en 7 días

Si usted no cree en profecías, este puede ser un buen momento para comenzar a hacerlo. La autosugestión juega un papel muy importante en esta forma de cómo adelgazar en una semana. Se trata de lograr la concentración mental en las cosas que se quieran realizar, por ejemplo, repetir ideas positivas de manera reiterada, se pueden hacer realidad y convertirse en profecías cumplidas. Frases como: “Yo puedo resistirme al postre después de la comida” o “Puedo bajar de peso”, repetidas durante todo el día, se pueden convertir en realidades, gracias a la concentración y al auto determinismo que se le pongan.

 

Por Diana Garcia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *