Cómo elegir las zapatillas para correr y hacer ejercicios.

Escoger las zapatillas adecuadas para correr cómodamente y hacer ejercicios, para muchas personas no tiene mayor significación, sin embrago, para los que saben, esta elección puede representar el disfrute o el aburrimiento, a la hora del entrenamiento. Se trata de escoger si lo que se quiere realmente es correr de manera confortable o con dolor, o en entrenarse sin la posibilidad de lesionarse o por el contario, ser víctima de una lesión tras otra.

Como es obvio, las zapatillas no vienen en tallas únicas, puesto que las personas todas tienen pies diferentes, lo más conveniente es, entonces, saber y entender cuál es tipo de pie que se tiene, para poder adquirir las zapatillas correctas. Para poder tener un acercamiento a este concepto se puede consultar a un experto en biomecánica, o por lo menos, acercarse a un almacén de zapatillas que esté bien referenciada y tenga prestigio.

¿Cuáles son los zapatos deportivos más adecuados para realizar ejercicios?

Son muy pocas las personas y los deportistas que pueden considerar que tienen pies normales, para este selecto grupo de personas, sus únicos desvelos están motivados en la estabilidad y en las características de control moderado. Pedro si se tiene algún tipo de deformidad en los pies, pues el proceso de compra será más exigente en materia de zapatos para el deporte. Si el problema es de pie plano, existe la tendencia a realizar una pronación excesiva. Para casos como este, las mejores opciones serán las zapatillas deportivas de control de movimiento o también conocidas como de alta estabilidad, sus características son las suelas firmes y la reducción de la pronación, gracias a sus características de control. Esto requerirá de apartarse de reducir la movilidad con gran amortiguación o los encurvados cuya condición especial no sea la estabilidad.

Tener un arco alto del pie, generalmente está bajo de pronación. Justamente debido a falta de pronación, se considera que no será efectivo como amortiguador. Es preferible buscar un zapato que sea acolchado y con buena flexibilidad, de modo que el movimiento del pie tenga más libertad. No escoja zapatillas deportivas de estabilidad o de control de movimiento, para correr y hacer cualquier tipo de ejercicios para piernas, ya que estas le harán disminuir la movilidad.

Algunos consejos para escoger las tenis para hacer ejercicios

Si una preocupación está en escoger las tenis apropiadas a cada tipo de pie, también lo es hallar aquellas que se adapten de igual manera al estilo propio de correr. Esto quiere decir que si se requieren zapatillas para correr frecuentemente y de manera rápida, e incluso cuando se van a utilizar para ciertas esporádicas competencias, las zapatillas tendrán que ser deportivas y para alto rendimiento. Estas tienen como característica que son mucho más suaves y son versiones que utilizan los instructores estándar. Las zapatillas de alto rendimiento deportivo son elaboradas con una terminación semicurva o curva, y con menos acolchado del que pueden tener las zapatillas deportivas normales. Con estas condiciones, serán zapatos de poca capacidad de respuesta y poco peso, entre tanto que algunos de los zapatos de alto rendimiento son estables, en su gran mayoría, mientras que otros no. (foto por sldownard)

Los atletas de verdad prefieren, generalmente, tenis para correr y realizar ejercicios reales de competencia. Así, los zapatos para las carreras son del tipo ultralivianos, fabricados con terminación corva y sin las mínimas condiciones de acolchonamiento o estabilidad, que regularmente se encuentran en las zapatillas normales para hacer deporte. Estos sí son los zapatos para competidores del selecto grupo de élite. Sin embrago, por estas características de inestabilidad y falta de comodidad, no son muy recomendados para las personas normales o que son deportistas recreativos nada más.

Para terminar, también están las zapatillas para los corredores que prefieren salir de los caminos e ingresar directamente al mundo de las pistas. Para poder correr y realizar ejercicios en pista, se requieren zapatillas con algunas condiciones específicas como por ejemplo, que posean una suela de mayor tracción o agarre. En esta clase de zapato, la parte superior cuenta con costuras reforzadas y punteras. Cuando se tiene un zapato para correr, el pie tiende a sentarse menos en el suelo de lo que se acostumbra, esto hace que la capacidad de respuesta y la estabilidad deba ser mayor. Como este tipo de zapato se elabora para transitar por una serie de superficies más suaves, entonces tiene menos nivel de amortiguación que la que tiene un zapato regular de carretera. Las zapatillas que se utilizan para correr y hacer ejercicios aeróbicos para bajar de peso como se muestra en esta lista de videos, están diseñadas para competidores que realizan bastantes carreras y competiciones todo terreno, que necesitan de un calzado con cualidades de tracción o agarre extra, palas de mucha mayor duración y un nivel muy fuerte de protección adicional para cualquier tipo de terreno.

 

 

Por Erika Hernández

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *