Efectos secundarios del Jarabe de Maíz de alta fructosa

Peligros al ingerir el jarabe de maíz de alta fructosa. Efectos dañinos no deseados a largo plazo. Tal vez usted nunca haya escuchado este nombre anteriormente, pero lo cierto es que este edulcorante esta presente en una cantidad enorme de bebidas, refrescos, siropes para pancakes y todo tipo de productos dulces que llaman la atención de su paladar.

 

 

Peligros del jarabe de maíz de alta fructosa.

El jarabe de maíz de alta fructosa, que es tan común debido a que el maíz es uno de los cultivos más económicos y comunes, actúa como un edulcorante alternativo al azúcar natural, es mucho más dulce y mucho más rentable para los productores y fabricantes de alimentos. Y en consecuencia, es la principal causa de obesidad en el mundo, especialmente en paises desarrollados que sufren el problema de obesidad como lo son México, España, . Este producto tiene la capacidad de disminuir el metabolismo y dificultar la producción natural de insulina (lo cual puede dar problemas de diabetes) y otros supresores de apetito, entre otros problemas.

 

1. Obesidad

 

El jarabe de maíz de alta fructosa limita la capacidad del cuerpo para producir insulina y leptina, por lo que se hace difícil de metabolizar los alimentos y regular el apetito. El páncreas mantiene la resistencia insulínica para todos los tipos de fructosa, incluyendo la fructosa, lo que dificulta seriamente el control del apetito. Es muy obvio en todos los dulces que nos comemos, pero en especial el jarabe de maíz de alta fructosa posee muchas calorías y una asimilación mayor por parte de nuestro organismo.

 

2. Diabetes

 

Debido a la obesidad y una fluctuación irregular de insulina, el jarabe de maíz de alta fructosa produce diabetes en muchos individuos. Un daño pancreático continua sigue siendo la principal causa de esta enfermedad.

 

3. Infecciones dentales y caries

 

Los alimentos ricos en azúcares y edulcorantes como estos pudren los dientes destruyendo la capa de esmalte.

 

4. Aumento de colesterol LDL y triglicéridos

 

Los azúcares se metabolizan en forma de grasa, y en consecuencia aumenta el nivel de colesterol poco saludable aparte de las reservas de grasa en el organismo. Dado que este jarabe de maíz no estimula la secreción de insulina o leptina, los alimentos cargados de edulcorante son casi absorbidos en su totalidad y metabolizados como grasa y colesterol.

 

5. Aumento del riesgo de ataques cardíacos y enfermedades al corazón

 

Altas cantidades de jarabe de maíz de alta fructosa a menudo resultan en un aumento del colesterol, lo que a su vez bloquea las arterias y el flujo de sangre hacia y desde el corazón. Este proceso debilita los músculos de esta área junto con la capacidad de que oxígeno nuevo circule. El aumento de las reservas de grasa también perjudica la salud de este órgano.

 

6. Anemia

 

Para que se digiera el jarabe de maíz de alta fructosa y otros azúcares que no contienen vitaminas ni minerales, se deben utilizar otras reservas de nutrientes valiosos, agotando sus cantidades normales del organismo.

 

7. Inmunidad deficiente

 

Este producto interfiere en la creación de las hormonas y enzimas que normalmente defienden de las principales enfermedades. En pocas palabras el jarabe de maíz de alta fructosa baja las defensas de nuestro cuerpo haciendonos mas propensos a enfermedades comunes.

 

8. Deficiencia de calorías

 

A pesar de que los alimentos que contienen altos niveles de fructosa proporcionan gran cantidad de calorías, éstas no tienen ningún valor nutricional. Esto a menudo se cataloga como un fenómeno de calorías vacías.

 

9. Fatiga

 

Los altos niveles de glucosa provocan que el cuerpo libere una mayor cantidad de hormonas y endorfinas, lo que baja el ritmo de su cuerpo.

 

10. Cambios de humor y ansiedad

 

Un exceso de azúcar y del jarabe de maíz de alta fructosa hará que su cuerpo quiera más, y al intentar disminuir la ingesta solo se aumentará el deseo y la ansiedad.

Por Erika Garcia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *