La acelga y sus beneficios nutricionales saludables

Cuando se habla de hortalizas, la acelga tiene un lugar de preferencia en el competido mundo de las propiedades nutricionales y de salud para el ser humano. Esta planta proveniente del mediterráneo, de color verde en sus hojas, destaca por su elevado contenido de agua y por su escasez de grasas y calorías.

Esta importante condición hídrica la hace una verdura diurética, especial para implementarse como planta medicinal de adelgazamiento. Su contenido prioritario de fibra ayuda en la regulación del tránsito intestinal. Cargada de vitaminas, minerales y especialmente de potasio, se constituye en un eficiente eliminador de toxinas y un aportante fundamental para el sistema nervioso y cardiovascular.

Aplicaciones medicinales

Las cualidades de carácter medicinal de la acelga son variadas, es emoliente, digestiva, diaforética, diurética, nutritiva y refrescante. La decocción de sus hojas resulta muy útil para las inflamaciones de la vejiga y los problemas de estreñimiento. Las mujeres en estado de embarazo pueden beneficiar a sus bebés con el consumo de la acelga, siempre que evita la aparición de malformaciones en el feto, debido a su elevado porcentaje de folato o vitamina B9.

La acelga es un alimento rico en vitamina C, pero ésta se disminuye bastante con los procesos de cocción. Las hemorroides y las enfermedades de la piel, tienen alivio con el consumo de la acelga, además, en ensaladas, donde mejor se aprecian sus beneficios nutricionales, fortalece el estómago y revitaliza la actividad cerebral. Otras dolencias que tienen alivio con la utilización de la acelga son:

  • Reumatismo
  • Gota
  • Cólicos hepáticos y nefríticos
  • Inflamaciones de la vesícula biliar
  • Trastornos del hígado
  • Inflamación de los riñones, uretra y pelvis renal
  • Diabetes
  • Anemia
  • Úlceras y llagas
  • Hemorragia intestinal
  • Inflamación del duodeno
  • Asma
  • Enterocolitis
  • Emisión dolorosa de la orina
  • Vómitos de sangre

Para aliviar este tipo de enfermedades la acelga debe consumirse, preferiblemente, en zumo crudo. Sin embargo, no quiere decir que no se pueda utilizar cocida al vapor o en ensalada. (Foto por: Herbolario Allium)

Información nutricional

Hay que saber que cuanto más verde es la hoja de la acelga, mayor cantidad de vitaminas tendrá. En 100 gramos de acelga fresca se pueden identificar los siguientes valores nutricionales: Agua 91.1%; Grasa 0.3g; Fibra 0.8g; Hierro 3.2mg; Calcio 88mg; Vitamina A 6.500 UI; Vitamina C 3.2mg; además contiene potasio, magnesio, yodo, folatos, beta- carotenos y ácido oxalático.

Aunque puede consumirse toda la planta, cuando aún no ha crecido lo suficiente, su parte mayormente comestible son las hojas, el pecíolo, los nervios centrales, engrosados y carnosos. Al igual que su familiar, la espinaca, posee innumerables propiedades alimenticias. Cuando la planta ha crecido, los tallos se tornan amargos y con sabor no muy agradable. Para que las ensaladas sean mucho más provechosas, conviene utilizar las acelgas más pequeñas, es decir, más tiernas y crudas.

Contraindicaciones de la acelga

Por su contenido de oxalatos, en casos de padecimiento de cálculos biliares, la acelga debe ser consumida con moderación. Es conveniente tomar, en ayunas, un vaso de zumo de acelga con zumo de berro en partes iguales. De la misma manera debe aplicarse con cautela en casos de litiasis renal. La acelga consumida en exceso puede ocasionar dolores de vientre.

Por Manuel R.

One thought on “La acelga y sus beneficios nutricionales saludables

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *