Propiedades del albaricoque

El albaricoque, también llamado damascochabacanoalberge es una fruta de color amarillo anaranjado que contiene numerosos beneficios para adelgazar y tu salud en general. Veamos algunas propiedades del albaricoque para nuestro cuerpo.

Aunque los frutos frescos cultivados generalmente están disponibles durante los meses de verano, se pueden conseguir secos o enlatados en cualquier época del año. También pueden que estén disponibles en algunos lugares durante los meses más fríos, pero probablemente a un costo mayor, ya que deben ser importados. Cualquiera sea la forma que prefiera para comerlos -frescas, enlatadas o secas- ellos tienen una gran abundancia de vitaminas y nutrientes maravillosos que le ayudarán a sentirse más saludable a diario. En este artículo, exploraremos las muchas maneras en que comer esta fruta pueden tener un efecto positivo en su salud, incluyendo la prevención de enfermedades.

Vitaminas y nutrientes

Los albaricoques son una fuente de gran cantidad de nutrientes, especialmente vitamina A. De hecho, una porción de esta fruta tiene casi el 20% del valor diario recomendado de este nutriente, por lo que es una excelente manera de obtener una cantidad significativa de ella de forma rápida y fácil. Además, también contienen una buena cantidad de vitamina C.

Otros nutrientes importantes que se encuentran en ellos incluyen fibra dietética, beta carotenos, hierro, cobre y potasio. Cada uno de ellos juegan un papel en ayudar a prevenir o tratar enfermedades o ciertos problemas de salud. Y al mismo tiempo, su consumo es una gran forma de satisfacer el hambre sin una gran cantidad de calorías asociadas. Una porción consiste normalmente en cerca de 16 calorías.

Aquí hay una revisión rápida de los nutrientes que incluye:

  • Beta carotenos
  • Cobre
  • Fibra
  • Vitamina A
  • Hierro
  • Potasio
  • Vitamina C

 

Beneficios del albaricoque para prevención de enfermedades y dolencias

Aquí presentamos una lista de potenciales beneficios para la salud a raíz del consume de este producto:

  • Mejora la visión de los ojos.
  • Reducción del riesgo de cáncer.
  • Alivio de ciertos síntomas de la anemia como la fatiga o falta de aliento.
  • Reducción del colesterol LDL.
  • Reducción del riesgo de cataratas y degeneración macular.
  • Útil para contra las fiebres altas.
  • Se puede utilizar para tratar ciertas enfermedades de la piel.

 

El nutriente que más abunda en este fruto es la vitamina A, lo que significa que son una excelente opción para proteger sus ojos. Ingerir suficiente de este nutriente puede ayudar a prevenir enfermedades oculares como las cataratas y la degeneración macular relacionada con la edad. Algunos estudios han sugerido que tener una alta ingesta de esta vitamina puede reducir el riesgo de desarrollar cataratas en hasta un 40%. Además, también puede ser útil en la prevención de enfermedades como el cáncer, ya que actúa como un poderoso antioxidante para eliminar los radicales libres del organismo. Estas sustancias dañinas pueden dañar las células y tejidos sanos, que a menudo puede conducir a esta enfermedad.

 

Otra gran nutriente que se encuentra en abundancia en los albaricoques son los beta carotenos. Estos nutrientes son ideales para mantener la buena salud del corazón, sobre todo porque puede ayudar a prevenir la oxidación del colesterol LDL, que se sabe provocan los problemas en este órgano.

Las personas que sufren de anemia también pueden beneficiarse de comer esta fruta, ya que es rica en hierro y cobre, lo que contribuye a la formación de hemoglobina. Esto puede dar como resultado el alivio de ciertos síntomas de este trastorno, como la fatiga o la falta de aliento.

 

En algunos casos, las personas con fiebre alta los consumen también como parte de su tratamiento. Eso es porque contienen gran cantidad de vitaminas, minerales, calorías y agua, factores necesarios para combatir este fenómeno. Y a su vez pueden ayudar a desintoxicar el cuerpo, lo que también puede ayudar a bajar la temperatura.

Ciertas enfermedades de la piel también pueden ser tratados gracias al aceite de albaricoque. Se debe frotar en la zona afectada y puede ser capaz de aliviar enfermedades como eczemas o la sarna.

 

Otros beneficios del damasco

Estos alimentos son una excelente fuente de otros beneficios no relacionados con la prevención de dolencias, pero igual de importantes. Por ejemplo, son ricos en fibra, algo muy útil para el estreñimiento y la indigestión. La fibra ayuda a incentivar un movimiento regular y continuo de los intestinos, lo que puede cooperar con la digestión.

Muchas personas también los utilizan en su régimen de cuidado de la piel. El aceite hecho a partir de él se puede frotar sobre la superficie cutánea para ayudar a mantenerla suave y brillante. A pesar de ser un aceite, no deja una sensación grasosa, ya que se absorbe muy rápidamente y a fondo. Además, es una buena crema hidratante que puede ayudar a prevenir la picazón debido a la exposición al frío, así como también proporciona un alivio para quemaduras solares.

 

Hay algo importante a tener en cuenta a la hora de consumir los albaricoques. Aunque es muy raro, ha habido algunos casos de intoxicación por consumir demasiadas semillas de esta fruta, así que para estar seguro, siempre asegúrese de quitarlas cuando las come.

Aunque son buenos para su salud, no deben ser utilizados exclusivamente para el tratamiento de cualquiera de las enfermedades descritas anteriormente. Consulte a su médico antes de integrar una cantidad significativa de ellos a su dieta con el fin de tratar o prevenir cualquier tipo de dolencia.

Por Erika Garcia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *