Propiedades del yogurt griego en la salud.

Si está buscando una versión más gruesa y cremosa que el yogurt regular, pruebe con el yogurt griego, que viene en diferentes sabores o al natural. Se puede comer como bocadillo o incorporarlo en recetas, postres y batidos para adelgazar. Además posee una gran cantidad de  beneficios por consumirlo, comparándolo con la versión normal,  puede ayudarte a bajar de peso rápido según tus necesidades dietéticas. Este producto tiene muchas propiedades positivas en nuestro cuerpo, que junto con su sabor te hará sentir llena de energía para tu largo día. Veamos algunas propiedades benéficas de ingerir yogur griego mas seguido.

 

Probióticos

Yogur griego y otros alimentos fermentados, como el suero de leche y el chucrut, contienen probióticos, que son microorganismos vivos. Estos bacterias pueden ayudar a mejorar la función digestiva y el sistema inmune, así como también pueden ayudar a reducir los efectos secundarios de tratamientos antibióticos.

Textura

Este producto tiene una consistencia suave, rica y espesa. Parte de lo que lo diferencia del producto lácteo estándar, es que es filtrado para eliminar el suero. Cuando éste se retira también se extrae el agua, lo que termina por crear un líquido más grueso y sustancial. Es por esto que es tan popular, por la sensación de saciedad después de comer algo cremoso y suave.

Proteínas

Este lácteo puede tener el doble de proteínas que su versión regular. Esta cantidad adicional le ayudará a sentirse lleno y satisfecho. Una taza de yogurt natural convencional bajo en grasas por lo general contiene de 5 a 10 gramos de este elemento, mientras que un promedio de un griego incluye cerca de 13 a 20 gramos.

Sodio

La sal es una gran señal de advertencia, y muchos consumidores están buscando artículos con una cantidad reducida de este aditivo. De acuerdo con el Departamento de Agricultura de Estados Unidos, este derivado de la leche tiene menos sodio hasta en un 50%. Además, de todas formas conserva su sabroso abor sin el alto contenido de este mineral.

 

Bajo en carbohidratos

Si está controlando su ingesta de hidratos de carbono o tiene una sensibilidad a ellos, como la diabetes, este derivado es su opción. Las bebidas lácteas normales tienen de 15 a 17 gramos de este componente por taza, mientras que éste en promedio tiene 9 gramos.

 

Fácil de digerir

Debido a que contiene menos carbohidratos que el yogurt regular, posee menos lactosa, que es el azúcar de los productos lácteos y que a veces pueden causar incomodidad en el estómago. Esta opción es especialmente útil para personas que tienen intolerancia a la lactosa.

 

Versatilidad

Esta alternativa se puede utilizar para muchos platos, dulces y salados. Debido a su textura gruesa y rico sabor, muchas personas lo utilizan como un sustituto de la leche, la crema agria e incluso para hornear.

 

 

 

 

Por Erika Garcia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *