Propiedades de las semillas de amapola

Muchas cocinas del mundo se ven altamente beneficiadas de las características particulares de la semilla de amapola, obtenidas de las vainas secas de esta planta y que no tienen ningún efecto secundario, a diferencia de algunos productos que se hacen con base en la amapola. Es conocida por muchos cocineros debido a su sabor particular, que aumenta cuando se fritan a fuego medio y se liberan sus aceites aromáticos. Con esta técnica se pueden comer enteras o adicionar a salsas, tortas, harinas, panes y ensaladas. También se pueden rellenar galletas, rollos y agregar a la comida de mar, antes de pasarlas por la parrilla o fritar. En India y Pakistan, por ejemplo, preparan una salsa que luego se agrega a su famoso curry y a muchas recetas dulces. En el sur de la India, por citar un caso, se preparan deliciosos postres como el kuskus payasam con leche, agua de coco, pasas, cardamomo y pasas.

 

Beneficios de la planta de amapola

 

Actualmente se cultiva mucho en el mediterráneo y Asia, y se cosecha dos veces al año. Pertenece a la familia de las papaveráceas, cuyo nombre científico es Papaver somniferum. Crece hasta metro y medio; exige un suelo de mucha luz y suelo fértil. Cuando llega el calor del verano florece dejando ver unas bellas flores azules, rojas o blancas en largos pedúnculos que después se convierten en frutos ovalados. De su fruto, que contiene compuestos alcaloides, se puede sacar látex. Sus frutos miden hasta 6cm y tienen un diámetro de hasta 4 cm, en su interior contienen muchas semillas, las mismas que se usan como condimento y para sacar aceite vegetal. Asimismo, las semillas pueden consumirse porque tienen pocos alcaloides tóxicos.

El color de sus semillas puede ir desde las grises claras y oscuras, pasando por negras, hasta azules, todo depende del tipo de cultivo.

 

La historia de la amapola se remonta a civilizaciones tan antiguas como la egipcia y la árabe, cuyos comerciantes se encargaron de llevarla a Persia e India. Hoy en día hace parte cotidiana de las cocinas francesa, india, mediterránea y de Europa del este.

 

Semillas buenas para la salud

 

Como  la mayoría de las semillas, estas son ricas en antioxidantes, que previenen enfermedades. Tienen un aroma y sabor particular debido a los ácidos grasos y aceites volátiles esenciales, como los oleicos ( que reduce el colesterol LDL e incrementa el colesterol HDL) y los linoleicos, cerca del 50% de la semilla tiene estos compuestos.

La fibra es otro de los compuestos clave de esta semilla, 100g provee 19,5 g o 51% de la cantidad diaria recomendada. Esta fibra es inerte y le ayuda al cuerpo a absorber el agua en el sistema digestivo y mejorar el estado de estreñimiento si es necesario.

 

Como si fuera poco, esta fibra también se encarga de combatir las sales biliares que produce el colesterol y disminuir su reabsorción en el colon, ayudando a reducir los niveles de colesterol LDL.

 

Una semilla con muchas vitaminas y minerales

Además de todas las condiciones anteriores la semilla de amapola contiene gran cantidad de vitamina B: tiamina, ácido pantoténico, piridoxina, riboflavina, niacina y ácido fólico, los cuales son muy eficaces como cofactores metabólicos.

 

También contiene minerales: hierro, magnesio, manganeso (cofactor vital para el trabajo de la poderosa enzima superóxido dismutasa), calcio, potasio (importante en los fluidos que controlan el ritmo cardiaco y la presión arterial) y zinc. Tiene cobre, importante para producir glóbulos rojos; zinc, indispensable a la hora de apoyar el trabajo de enzimas claves en la regulación del crecimiento y desarrollo, la síntesis de ácidos nucleicos, la digestión y hasta la producción de espermatozoides.

 

Con las semillas de esta planta, la industria farmacéutica desarrolla muchos de sus anestésicos, expectorantes y otros medicamentos. Esto gracias a que contiene alcaloides de opio, como: codeína, morfina y tebaína, pero en niveles muy bajos. Sin embargo hay que decir que se pueden presentar ligeros efectos, en las semillas secas, si se ingieren con las comidas. También hay que decir que los deportistas deben tener en cuenta que podrían tener un riesgo, ya que existe la posibilidad, aunque mínima, de que se pueda detectar la morfina o la codeína en sus pruebas anti dopaje. A pesar de esto, sus niveles no son tan altos como para causar efectos secundarios narcóticos.

 

Un dato extra para tener en cuenta: son las menos alérgicas de todas las semillas y frutas, tanto así que pueden consumirlas sin riesgo mujeres en estado de gravidez y niños.

 

Cómo mantenerlas

La mayoría de las tiendas naturistas venden semillas de amapola enteras, pero debes tener en cuenta que se oxidan rápido debido a que son altas en grasas insaturadas. Por ello debes comprarlas en sitios donde las vendan frescas y con calidad.

 

Una vez compradas debes tener presente que hay que guardarlas en un lugar seco y oscuro, no húmedo; en frascos o contenedores herméticos donde puedas tenerlas hasta por seis meses sin preocuparte.



Por Diana Garcia

One thought on “Propiedades de las semillas de amapola

  1. Lola

    No veo por ningún lado la cantidad de semillas de amapola que hay que usar para una taza de infusión. No se si 1 cucharadita es poco o mucho.

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *