Efectos secundarios de la dieta de la limonada.

¿Cuáles son los efectos alternos de una dieta de la limonada? El primero de estos podría ser el difícil comienzo de los días iniciales, que son particularmente duros, en la dieta de la limonada. Claro que esto es común en todas las dietas de ayuno para bajar de peso, el acoplarse a vivir sin las raciones de comida que se acostumbraban, no es una tarea sencilla, como tampoco lo es, así como como ocurre con las otras dietas a base de licuados, sobrellevar un período de tiempo sin el consumo de comidas sólidas, situación que representa un verdadero reto para las personas.

Hay que indicar también, que como esta dieta de la limonada actúa como un ayuno limpiador y purificador, o sea que ayuda a desintoxicar completamente el organismo, pues también se presentarán algunos síntomas anexos que pueden ser dolor de cabeza, mareos, náuseas, fatiga e incluso vómito. Estos síntomas no duran mucho tiempo y tampoco atacan de una manera severa al organismo como para que la persona que inicia la dieta de la limonada, pretenda, por esta razón, abandonarla rápidamente.

 

Alertas médicas para tener en cuenta, antes de perder peso con la dieta de la limonada

Primero se recuerda la importancia de recurrir al concepto de un médico, para poder iniciar la dieta de la limonada para perder peso, es bueno tener plena conciencia de que ésta dieta cambiará drásticamente los hábitos alimenticios de sus practicantes. De igual manera, las personas que se suministran medicamentos de largo plazo, que no pueden ser abandonados para realizar la dieta de la limonada, con mucha mayor razón necesitan el concepto del médico especialista. Hay que recordar que lo primero es la salud. Lo que hará el doctor es vigilar al paciente para que las modificaciones que sufrirá en su rutina y hábitos alimenticios, no vayan a modificar el trabajo de los medicamentos que consume.

Ya se ha dado la situación de personas que, realzando la dieta de la limonada, han presentado modificaciones en los niveles de insulina, en la presión arterial, la depresión y el índice glicémico, condiciones que necesitaron cambios en las dosis de medicamentos que se les suministraba, debido a la nueva condición de dieta.

 

Algunas notas acerca de nutrición para perder peso con la limonada

La principal inquietud que despierta en las personas la dieta de la limonada, tiene que ver con la nutrición. Esta deficiencia es natural siempre que los únicos nutrientes que se adquieren son los provenientes  del jugo de limón, la pimienta cayena, el jarabe de arce y el agua. La fibra en la dieta rápida es remplazada por el té laxante, pero lastimosamente no en la forma como el organismo la requiere. Hay que destacar que sin importar el programa de dieta que sea, si éste no supera el promedio de 1.200 calorías durante el día, quiere decir que no es sano ni recomendable para la buena salud.

No es muy frecuente que un médico autorice, o por lo menos recomiende, realizar esta dieta de la limonada para perder peso, durante una semana. El programa de la limonada no se elaboró precisamente para bajar de peso, debe ser entendido como un plan diseñado para la desintoxicación del organismo. Los médicos lo que recomiendan mayormente, es que dietas de esta modalidad se realicen durante los tiempos mínimos que se establezcan, ya que realizarlas por mayores cantidades de tiempo, por ejemplo 40 días de la dieta de la limonada, no sería muy recomendable para la salud de las personas.

El órgano del cuerpo que sufre un mayor impacto de la dieta de la limonada es, sin duda, el intestino. No obstante, hay otras diferentes formas de limpiar el organismo sin que el estómago sufra los intensos dolores ni la diarrea, que sí son recurrentes con la limonada. Otra de las consecuencias notorias es la deshidratación, que debe ser controlada permanentemente. Sus síntomas son el mareo, el vómito, las náuseas, los dolores de cabeza, la fiebre, la fatiga y la visión borrosa.

El nombre original de la dieta de la limonada es “The Master Cleanser”, que traduce La Limpieza Maestra. La palabra “dieta” en cualquier título de programa, ocasiona generalmente una nueva manera de bajar de peso. Esta dieta no representa ninguna excepción para todos los que son fanáticos de las dietas para bajar de peso y de eliminar los incómodos kilos de más. Tambien puedes conocer los beneficios de la dieta de la limonada aqui, la realidad es que el limón para perder peso no es una fórmula mágica con la que se queme grasa, la causa verdadera por la que logra perder peso con esta dieta, es que se presenta un desajuste de los músculos y de las reservas de grasa que se requieren para mantener la actividad de los sistemas del cuerpo y el agotamiento de las reservas de agua, lo que representa una situación poco aconsejable para pacientes con condiciones de enfermedad, en especial si es de los riñones.

 

Por Juan Diego Sánchez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.