Propiedades de la papa y sus beneficios en la cocina.

Los nutrientes de las papas se encuentran con mayor frecuencia en la cáscara o justo debajo de ella, y son más abundantes en las papas pequeñas.

Las papas son los tubérculos comestibles de la Solanum tuberosum, una planta de la familia de las solanáceas, cultivadas en todo el mundo por su valor nutricional y su increíble versatilidad culinaria. Las papas también contienen propiedades curativas y cosméticas, por lo que su uso es tan variado.

Las papas tienen diferentes tamaños, colores y texturas dependiendo de la variedad. Mientras más grande sea más madura es. La delgada cáscara puede ser amarilla, marrón o rojiza, mientras que el almidonado interior por lo general es blanco o amarillo y la textura varía desde cerosa hasta harinosa. La textura es lo que determina la mejor forma de preparar el alimento.

Aunque no consumimos las papas crudas, es posible usarlas para hacer jugos beneficiosos para la salud.

Beneficios nutricionales de las papas.

Las papas están compuestas principalmente por almidón, un carbohidrato complejo, y son virtualmente libres de grasas y colesterol. También contienen buenas cantidades de betacaroteno, vitamina A, C, vitaminas B (B1, B2, B6 y ácido fólico), potasio, calcio, hierro, magnesio, fósforo, azufre y cobre, así como cantidades pequeñas de fibra y proteína (2,5 gramos aproximadamente en una papa mediana). Como la mayoría de sus nutrientes están localizados alrededor de la cáscara, es importante no pelarlas al hacer jugo. Las papas pequeñas son especialmente ricas en todos estos nutrientes.

Beneficios de la papa al comerlas.

Las papas son alimenticias y fácilmente digeribles, por lo que son recomendables para personas de cualquier edad. Son diuréticas, relajantes, antiespasmódicas y ayudan en la digestión. A continuación, algunos de sus usos terapéuticos:

Anemia: las papas son excelentes fuentes de hierro y ácido fólico, elementos esenciales para la producción de glóbulos rojos. Por esta razón puede empleárseles en casos de anemia.

Artritis: así como el reumatismo, la artritis es una enfermedad inflamatoria. Los minerales, el potasio y la sal orgánica contenidos en las papas hacen de ellas uno de los mejores alimentos antinflamatorios. Parta en rodajas una papa con su cáscara y remójelas en un vaso de agua destilada. Beba en la mañana antes de desayunar.

Irritaciones de la piel: al aplicarse en rodajas o en jugos sobre la piel la papa calma irritaciones con sus propiedades tranquilizantes y descongestionantes. Puede usarse para tratar gran cantidad de irritaciones: quemaduras, sarpullidos, enrojecimiento, comezón y deshidratación.

Estreñimiento y hemorroides: las papas cocidas o hervidas ayudan a mejorar el tránsito intestinal. Pueden usarse como remedio natural para el estreñimiento y para prevenir las hemorroides.

Úlceras gástricas y gastritis: tal vez el uso más común de las papas en jugo sea como tratamiento para la gastritis, la colitis y las úlceras gástricas e intestinales debido a sus propiedades antiácidas. En estos casos, para aprovechar los máximos beneficios del jugo, es recomendable beber medio vaso entre 3 y 4 veces al día durante un mes como mínimo.

Presión arterial alta: las papas son excelentes fuentes de potasio, el cual ayuda a reducir y estabilizar la presión arterial.

Dolores articulares y demás: el consumo regular de jugo de papa es un remedio usado contra los dolores asociados con la artritis, la gota e incluso para el dolor de cabeza.

Reumatismo: el jugo extraído de las papas crudas es un excelente remedio para el reumatismo. Tome dos cucharaditas del jugo antes de las comidas para obtener mejores resultados.

Ojeras: las papas crudas son un remedio para las ojeras. Se aplican en rebanadas delgadas sobre los ojos al menos dos veces al día y pronto comienza a notarse la desaparición de las ojeras.

Adelgazamiento: aquello de que las papas engordan es un mito. Es el aceite de las papas fritas lo que hace subir de peso. Las papas crudas son una excelente alternativa frente a los cereales y granos en cualquier dieta debido a su contenido calórico menor.

Como consumir las papas para adelgazar sanamente.

Cuando compre papas evite aquellas que tengan brotes o manchas verdes. Opte por las papas pequeñas, no muy maduras, ya que son las que contienen más nutrientes.

Conserve las papas en lugares frescos, secos y oscuros para evitar los brotes prematuros y la deshidratación. Evite guardarlas en la nevera: ésta causa que el contenido almidonado se transforme en azúcares.

Finalmente, evite conservar las papas junto a las cebollas. Ambos alimentos producen gases degradantes entre sí. Revise las papas regularmente y retire aquellas que tengan brotes o que se hayan degradado puesto que afectarán a las demás papas.

Precaución y contraindicaciones al comer papas.

Las papas son el tipo de alimentos entre los que se encuentran residuos pesticidas con mayor frecuencia. Opte por las versiones orgánicas en la medida de lo posible. En caso contrario, remójelas en agua con vinagre de sidra y sal marina para eliminar los residuos. Luego use un buen cepillo para limpiar las cáscaras antes de consumirlas.

Las papas con brotes, manchas verdes o deshidratadas contienen alcaloides tóxicos que les dan un mal sabor y pueden causar problemas tales como náuseas, diarreas, cólicos estomacales, dolores de cabeza y mareos.

Por Erika Garcia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.